Posteado por: vinosyviandas | mayo 22, 2014

Entrega del premio Chef Millesimé a Julio Fernández.

ImagenEl acto ha sido en el restaurante Puerto Delicia de Antonio Palomino, en el muelle junto al Guadalquivir, allí, en una carpa donde entraba la brisa del río y con  unas Cruzcampo Gran Reserva refrescando el ambiente, Jorge Paradela de Cruzcampo, Gregorio Serrano del Ayuntamiento de Sevilla y Sandra Reig de Millesimé han hecho entrega del galardón de Chef Millesimé correspondiente a la zona de Andalucia Occidental y Extremadura, al Jefe de Cocina del restuarnate sevillano Abantal, Julio Fernánez. Posteriormente hemos disfrutado de un almuerzo elaborado por Julio y, además, por el Jefe de Cocina de Puerto Delicia, Antonio Bort, y el chef cordobés Kisko García como estrella invitada.

Imagen

Un menú de seis platos, dos de cada chef, que comenzó con un Esparrago blanco gazpachuelo a acrgo de Kisko García, plato que sustituyó a una caballa que no pudo llegar por culpa del temporal en la mar.

El plato y el siguiente se acompañaron del extraordinario Fino Tres Palmas de González Byass, un fino de viejas soleras con vocación de amontillado que aguanto perfectamente el tirón del esparrago y acompañó las sensaciones marinas del siguiente plato.

 

Continuó la fiesta con un extraordinario plato de Julio Fernández, Tallarines de manzanilla sobre crema de algas, gamba blanca de Huelva y albur ahumado. Un bocado sabroso y marino que se fundia en la boca dejando unas muy agradables sensaciones gustativas. Imagen

El siguiente plato fue una divertida creación del chef de la casa, Antonio Bort, que presentó un mini magnum de foie con crumble de membrillo y gelatina de mosto que se acompañó con una muy fría Cruzcampo Gran Reserva, que no es que hiciera un perfecto acompañamiento precisamente, pero claro, en algún sitio de la comida tenía que encajar el patrocinador más importante del evento.

Imagen  La pieza central del menú, nunca mejor dicho, fue un carabinero de regular tamaño sobre arroz salteado de verduras y ali oli, que se acompañó con el extraordinario Fillaboa Selección Finca Monte Alto 2011 de Rías Bajas. Un bocado rico y sabroso, muy bien trabado con el arroz salvaje entremetido de verduritas con el mismo corte del grano. Otro alarde del chef premiado.

Imagen

ImagenEl segundo toro de Kisko García fue Embutido casero, pure de cebolla, papel de café y especies, acompañado por un excelente Murua VS 2010, tinto riojano de muy agradable beber, de hecho, estuvo por encima del plato, una morcilla de higado con un correoso envoltorio.

 

A estas alturas del menú, ni mucho ni poco, un contundente postre de Antonio Bort, un homenaje al chocolate, con diversas texturas y mezclas, que se acompañaron del vino dulce de Pedro Ximénez, Néctar de González Byass, una redundancia, un empalagamiento, demasiado azúcar y demasiada densidad.

Imagen

Un Gin tonic de G’Vine culminó la velada, suave y floral, se agradeció que el barman no abusara de la parafernalia vegetal, aunque la tónica tenía menos fuerza que la delantera del Betis.

Posteado por: vinosyviandas | mayo 22, 2014

Córdoba será capital iberoamericana de la gastronomía.

ImagenEl arduo trabajo conjunto entre Ayuntamiento y Diputación de Córdoba para poner en valor todos sus productos gastronómicos que han hecho del territorio uno de los más prolíficos de España en este campo ha obtenido su recompensa este año con el otorgamiento del título de Capital Iberoamericana de la Gastronomía. Un destino que, más allá de su legado histórico mozárabe y cristiano, se siente orgulloso de sus seis Denominaciones de Origen -en aceite de oliva virgen, vinos y finos, y jamón ibérico-, sus nueve rutas vertebradas y sus recetas típicas, entre las que destacan las populares para elaborar Salmorejo o Flamenquines, y otras menos conocidas como el Pez Espada a la Cordobesa, los Caracoles a la Parra o la Sopa de Párroco, entre otras.
Un destino que destaca gastronómicamente por sus recetas autóctonas reconocidas por todos y ya convertidas en creaciones universales, como el Salmorejo cordobés, el Rabo de toro, los Flamenquines, el Pastel cordobés o las Alcachofas a la montillana. Pero también por otras menos populares pero igualmente destacadas como la Ensalada cordobesa -con pimientos, cebollitas, tomates, perejil y ajos-, la Berza cordobesa -cocinándola con chorizo y tocino-, la Sopa de Párroco -con judías blancas, tomate, cebolla, patatas y pan-, los Caracoles de la Parra -con pimiento molido, laurel, ajo y pimentón picante, o el Pez Espada a la Cordobesa -asado con una salsa de tomate, cebolla, ajo y perejil-, entre otros manjares. Y aún hay más: el Gazpacho carpeño, el Carnerete de Cañete de las Torres, la Sopa de ranas, y hasta 86 recetas únicas que reúnen todo el sabor de la vega cordobesa, de las reses de Sierra Morena o de la huerta del Valle del Guadalquivir.

Posteado por: vinosyviandas | mayo 22, 2014

El atún rojo protagonista en la costa de Cádiz.

ImagenEl atún rojo es el gran protagonista en estas fechas de las jornadas gastronómicas que se irán celebrando en diversas localidades costeras de Cádiz, como las que estos días se celebran en la localidad de Zahara de los Atunes, una de las poblaciones donde desde hace décadas se practican las artes de pesca de los atunes, que dan nombre a la villa, como la famosa almadraba, donde estos grandes túnidos son los protagonistas absolutos.
Posteriormente será la vecina localidad de Barbate la que dedique una semana a las jornadas gastronómicas del atún rojo. Es una manera distinta de mostrar esta riqueza piscícola de la zona, una apuesta clara por el atún de Barbate como referencia de producto de calidad. La Lonja se engalana y se dinamiza, con la oportunidad de realizar la visita teatralizada, aprender algo del mundo del atún a modo de cantar de ciegos medieval con el atún como temática, acompañado además de guitarra y baile flamenco. El edificio de la Lonja se ha convertido en el verdadero punto de encuentro de la gastronomía y restauración y será la sede de master class, show cooking, catas, jornadas y presentación de productos. Se pretende un refuerzo y puesta en valor turístico del propio edificio. Habrá actividades dentro de la programación dirigidas directamente al profesional de la hostelería y/o industria, otras veces al aficionado o bien al público en general pero el sabor a atún siempre está presente en todas ellas. Una feria de tapas de atún, formada por unas 30 casetas es el lugar donde los hosteleros muestras sus diferentes formas de preparar este preciado manjar. Del 22 al 25 de Mayo.

Posteado por: vinosyviandas | mayo 22, 2014

Amontillado Monteagudo (D. O. Jerez-Sanlúcar)

Imagen

 

 

Los pagos del Conde de Monteagudo formaron parte de los viñedos de Bodegas Delgado Zuleta, bodega de Sanlúcar de Barrameda que data de 1744, Monteagudo da nombre a toda una gama de vinos generosos de las bodegas. Este amontillado, una de las joyas de nuestros vinos envejecidos por el sistema de soleras y criaderas, un vino que inicia su crianza bajo velo flor, o sea, crianza biológica con la protección de las levaduras, o sea como una manzanilla, y tiene una segunda fase oxidativa que le da su característico color ambar y unos aromas más complejos donde aparecen ya frutos secos y notas de ebanisteria proveniente de su crianza media de 9 – 10 años en botas de roble americano. Muy seco, muy persistente en el gusto, es una rareza que conserva rasgos de las manzanillas y notas comunes con los olorosos

Precio aprox.: 10,50 euros

ImagenJorge Manfredi es un cocinero que, a pesar de su juventud, tiene un largo recorrido en los fogones. Tras triunfar con su Tapadaki en Málaga capital, regresa a su ciudad natal, Sevilla, y abre las puertas en la calle Conde de Barajas de un pequeño restaurante moderno y acogedor donde presenta desde finales del año pasado sus creaciones. Manfredi siempre ha tenido claro que su vocación era la cocina, aunque la vida militar ha sido otro de sus amores, pero ya hacía sus pinitos con su madre en la cocina familiar, también con su padre. Se formó en La Cónsula de Málaga, también pasó por la Hacienda Benazuza de Sevilla, entre otros sitios. Tras tres años triunfando con el céntrico local malagueño, llevando la alta cocina al formato tapa, traslada su filosofía a su nuevo local de Sevilla, en esencia la cocina tradicional de carácter mediterránea tocada con un toque creativo y el mundo de la cocina japonesa. El local se sitúa en la calle Conde de Barajas, muy cerquita de la plaza de San Lorenzo, un entorno de muchísimo sabor, precisamente en un edificio que fue en su día sede de las oficinas del Real Betis Balompié y frente a la casa natal del gran poeta hispalense Gustavo Adolfo Bécquer. Un ancho pasillo nos conduce al interior del restaurante donde nos encontramos con una barra frente por frente a una cocina vista, perfectamente equipada y donde podemos seguir las evoluciones del equipo de cocina. Al fondo, un pequeño patio sevillano con lucernario que da luz natural a la estancia. Mesas cómodas, así como las sillas, de diseño muy actual, paredes claras, en blancos y tonos grises marinos y azules, con suelos de losas hidráulicas de estilo tradicional, lámparas de diseño moderno que proporcionan una iluminación cálida y acogedora.
Su spropuestas se basan en productos de calidad y, prioritariamente, de nuestra región, en su carta podemos ver: Ensaladilla de langostinos con mayonesa 100% arbequina, 3,50 €. Croncanti de pringá con crema de boletus y aire de miel de caña, 4,00 €.
Algo frío: Ensalada de berros y presa ibérica al miso con anacardos caramelizados, tomate seco y lascas de queso payoyo, 7,00 €. Tartar de pez mantequilla con aderezo de miso al wasabi y huevas de masago, 7,50 €.
Los arroces de siempre como nunca: Arroz bomba meloso de secreto ibérico y más ibéricos con alcachofas, 8,00 €. Arroz negro de calamares hotatekai (tartar de vieiras), 8,00 €.
Algo caliente: Taco de pulpo braseado sobre lingote de Parmentier y escabeche japonés de hortalizas, 8,00 €. Fideos tostados con langostinos y alioli de pera, 8,00 €.
Para compartir… o no: Tataki de solomillo de buey al jengibre con papillote de verduritas y setas, 12,00. Cochinillo lechal confitado con puré de boniato al togarachi y su pil pil de manzanas asadas, 12,00 €.
Menús degustación: Ejecutivo, 28,00 €. Experience, 38,00. Experience maridado, 50,00.
Dulce final: Coulant de chocolate negro 80% con interior de pistacho y helado de haba tonka, 7,00 €. Membrillo en kataifi con helado de yogurt a la pimienta rosa y sopa fría de tamarindo, 6,00 .

ImagenImagen
En nuestra última visita a D’Mercao tuvimos de nuevo la suerte de apreciar los valores de la cocina de Manfredi en un menú degustación que presentó extraordinarios productos de la distribuidora Selectum, como el salmón de Alaska y el bacalao negro, maridado con los brotes de Koppert Cress y una selección de cervezas japonesas. 

De salmón rojo salvaje tuvimos ocasión de apreciar un ceviche con aderezo de jalapeños y brotes tiernos, así como un lomo con pesto de shiso verde. Ell bacalao negro se presentó en Carpaccio y confitaddo con parmentier de shiso morado, así como una versión a baja temperatura con oyster leaves en tempura con crema de calabaza al cardamomo. Culminandose con un gustosísimo helado de sechuan buttons con mix de koppert cress.
Un alarde de creatividad que situa a D’Mercao en el grupo a tener en cuenta en la hosteleria local.Imagen

Posteado por: vinosyviandas | mayo 11, 2014

Cata de cervezas en La Raza

ImagenInvitado por el restaurante La Raza, situado en pleno Parque de María Luisa sevillano, impartí días atrás una cata de cervezas para un grupo emprearial, cuyos trabajadores y clientes, siguieron bastante interesados el desarrollo de la misma, que se amenizó con varios aperitivos preparados por La Raza y que maridamos con hasta seis cervezas diferentes de distintos sitios del mundo. Así, se dio un repaso a los dos principales tipos de cerveza, tanto las Lager como la Ale, deteniendonos en las primeras en las específicas de tipo Pilsen, también tuvimos ocasión de probar y comentar las elaboradas según las ancestrales normas de los monjes trapenses, y otras cervezas de abadía. Por último, probamos una cerveza negra. Durante la cata tuvimos ocasión de hablar de los tuestes de maltas, del lúpulo, de la importancia del agua en la elaboración de las cervezas y de las preferencias de temperaturas de consumo según los tipos.

ImagenComenzamos la cata en Méjico, con la Cerveza Sol, ligera y refrescante, continuamos con una Lager tipo Pilsen genuinamente de nuestra tierra, Cruzcampo, para después probar una “auténtica” Pilsen checa, Budêjovicky Budvar, en la que pudimos apreciar la calidad de las maltas moldavas y del lúpulo especial de estas cervezas. Subiendo en cuerpo y grados, entramos en el mundo de las cervezas de abadía y trapenses, con cervezas tipo Ale o de fermentación alta, probamos la Leffe Roja y las trapenses Chimay belga y La Trappe. Por último, regresamos a Méjico para terminar con Negra Modelo, una Lager de maltas con alto nivel de tostado lo que le da su tono oscuro.

Posteado por: vinosyviandas | mayo 11, 2014

La buena cerveza de barrio.

Casa Julián (La Salle) Esos sitios que cuesta trabajo contar, para que no se llenen, cosa imposible.

ImagenImagen

En la Sevilla de los años 50 del pasado siglo, ir más allá de la Avenida de Miraflores era casi un viaje, o sin casi, al campo. Por delante de la Casa Cuna, hoy sede de una afamada escuela de yupis a la sevillana, pasaba la vía del tren, más allá, una carretera entre arboles y campos que llevaba hasta el manicomio, hoy los locos andan sueltos. Y de locos de la cerveza, Cruzcampo claro, se trata, desde 1954, el abuelo Julian Hernández ponía botellines de cerveza y vino a los obreros de las diversas fábricas que existian por la zona, si, si, no crean, en Sevilla había fábricas, no sólo parados y funcionarios como ahora, aunque por aquellas fechas el vino era más importante que la cerveza y así se demuestra en la primitiva fachada del bar que rezaba: Casa Julián – vinos.Imagen
El local es una pequeña taberna de barrio, con sabor, con historia, como la que cuelga en sus paredes, desde donde nos miran esas gentes del Barrio Polo, donde hasta hay un bautizo con un botellín, las viejas fotos en blanco y negro, del fútbol sevillano, de las riadas, de esa Sevilla de antes donde la calle era escuela y convivencia, eso sí, lo importante aquí, aparte de ese mostrador de madera y azulejos, de esa ventana enrejada, está en lo que sale por el grifo. Casa Julián pertenece a esa lista cada vez más corta de tabernas cerveceras, junto a el Bar Jota o El Tremendo de Santa Catalina, restos salvados de lo que fueron tabernas como El Tajo, El Candilejo, Rufino el del Fontanal, bares de la memoria líquida de una Sevilla que se repliega ante el avance de los tatakys y las mini hamburguesas. Bares donde no hay cocina ni falta que les hace, aquí se viene a disfrutar de la calle, de los amigos y de la cerveza muy fría y bien tirada.
Antonio Alvarez, yerno del fundador, armó el taco gordo cuando empezó a tirar cerveza de grifo, en este bar se han llegado a pinvhar veintidos barriles en un día, y ¿saben qué? estamos de acuerdo en una cosa, el vaso antiguo de tanque en cristal gordo es el mejor para el trasiego de la rubia de Nervión. Hoy, con Antonio jubilado, son sus tres hijos los que llevan el local, Antonio, Sandra y Octavio, ellos se mueven entre el grifo, la marmita de altramuces y la terraza que bajo el toldo y los arboles acoge a unos parroquianos fieles que no dejan que el ritmo del serpentín baje. En temporada hay mosto del Aljarafe, de Umbrete por más señas, y mosto rojo de la Sierra Norte, tinto en vasito, como toda la vida, un intenso Ribera joven o un blanco de Villanueva del Ariscal. Para completar el cuadro, bien completado, vermouth casero con sifón de los antiguos, con lo dificil que es en Sevilla, ni pagando a precio de oro en cualquier bar glamuroso del centro, una triste soda, Casera te ofrecen algunos para el Martini, ¡cielos!.
ImagenNo hay cocina, pero para acompañar la bebida, además de los chochos, patatas fritas o frutos secos, hay laterio variado, langostillos, atún, chipirones en salsa, navajuelas. Además un excelente lomo de bacalao, saladito y sabroso, también muy rica la mojama, sin lujos, en platos de plástico, como os tenedorcitos de colores que te ponen con los tomates añilados con melva o los cogollos con anchoas. Esos tomates rojos, frescos, bien aliñados, con la originalidad de una rodajas de zanahorias, y esos troncos claros de melva, ¡ufff! ¡otra cerveza pro favor!.
En una esquina alta de la taberna, enfrente del servicio, ¿qué servicio? aquí lo que hay es urinario de toda la vida, un viejo ventilador metálico, rojo como el infierno, mueve el aire, no hay aire acondicionado, menos mal, lo que hay es muros de los de antes, buena orientación, un toldo de una vez y vasos fríos llenos de la mejor cerveza de Sevilla, vale, o una de las mejores, de esa que no llena, que no da acidez.
Seguramente la Sevilla de los barrios es donde se conservan mejor las esencias del pueblo, de otra Sevilla, llena de fatigitas para que la válvula de la express de vuelta todos los días, y en esos barrios hay tabernas como Casa Julián, donde el tiempo no tiene porque acabar con lo mejor de nosotros, y para conservarlo lo mejor es vivirlo, vayan.

Posteado por: vinosyviandas | mayo 11, 2014

La Revuelta inicia sus catas con vinos de Jerez.

¿Cónoces los vinos de Jerez? Primera cata de vinos en el espacio cultural de moda en Sevilla.

Imagen

La Revuelta, ese nuevo espacio cultural sevillano que abrió sus puertas a primeros de Abril con una interesantísima exposición colectiva de pintores sevillanos y que estos días, muestra además, una serie de litografías de Picasso, donde se inclute la serie de la Suite Vollard, con el tema del Minotauro, y dibujos también de temática taurina del creador Jean Cocteau, tiene ya a disposición de todos los usuarios la programación cultural para después de Feria en su web laredvuelta.com.
Dentro de dicha programación tienen previsto celebrar diversos cursos, catas, presentaciones, etc, relacionados con el mundo del vino y de la gastronomía en general. De hecho, la primera cata está prevista para el próximo miércoles 28 de Mayo y en ella, de manera amena, original y práctica, se hará un recorrido por los distintos tipos de vinos generosos que se elaboran en el Marco de Jerez y en otras zonas de Andalucía, mediante el tradicional sistema de soleras y criaderas, internandose de manera asequible a todos los níveles, en los conceptos de crianzas biológicas y oxidativas propios de estos vinos.Imagen
la cata será eminentemente práctica, probandose y comentando los distintos palos de los vinos jerezanos y de la zona de Sanlucar, manzanillas, finos, amontillados, palos cortados, olorosos secos y creams, dulces de pedro Ximénez, un recorrido por esta increible gama de colores, aromas y sabores de unas joyas enológicas que, desgraciadamente, son, en buena parte, grandes desconocidas del público y no lo suficientemente valoradas.
La inscripción a la cata, el aforo está limitado a un máximo de 15 personas para asegurar el aprovechamiento y participación de la misma, se puede realizar en la web.

Posteado por: vinosyviandas | mayo 11, 2014

Tío Pepe en Rama 2014 (D. O. Jerez)

Imagen

 

Un año más se presenta una nueva saca primaveral del fino Tío Pepe en rama. Antonio Flores, hacedor de vinos de la bodega jerezana, ha seguido durante meses la evolución de unas seiscientas botas correspondientes a las soleras fundacionales, Tío Pepe Constancia y Tío Pepe Rebollo, para seleccionar las más adecuadas para este prodigio de vino de Jerez. El invierno templado y húmedo ha favorecido la vida del velo flor, bajo el que se ha criado el vino, seleccionandose sesenta botas para embotellar el Tío Pepe en rama 2014. Un vino de un amarillo pálido brillante con reflejos dorados, con una nariz muy punzante, muy seco, con notas de levadura y recuerdos de fritos secos, incluso un fondo algo salino y ciertas notas de madera noble. Con cuerpo y untuosidad donde están presentes las levaduras.

Precio aprox.: 20,50 euros

Posteado por: vinosyviandas | mayo 11, 2014

Presentación en el Alfonso XIII de Tío Pepe en rama.

Antonio Flores narró con su peculiar estilo las excelencias de este fino.

ImagenE l “lunes de alumbrao” que era como se ha llamado toda la vida de Díos a eso que ahora los neo cursis llaman “lunes del pescaito”, Bodegas González Byass de Jerez, aprovechó el estado ferial de la ciudad para presentar, un año más, una nueva edición del fino Tío Pepe en rama, de cuyos pormenores de cata le damos cumplida cuenta en la columna vecina que dedicamos semanalmente a los vinos.
Este año la cita ha sido en el hotel Alfonso XIII, donde por cierto parece que no funciona muy bien el aire acondicionado, o emplean la táctica de cortarlo cuando quieren terminar los eventos y que la gente se marche.
Un año más, Antonio Flores, encargado de la elaboración de los vinos generosos del grupo, presentó con su peculiar estilo, entre técnico y poético, las muchas excelencias de un vino de una calidad indiscutible, pero que, no es precisamente, el canon de vino que el público busca para la Feria, donde hace años se afianzó no ya la costumbre de tomar manzanillas muy finas, sino incluso de sustituier éstas por el conocido rebujito, o sea, las tales manzanillas mezcladas con hielo y refrescos de agua carbonatada. Normal con la calor que hace en una caseta.
Porque Tío Pepe en rama es un fino serio, con cuerpo, con complejidad aromática y unas condiciones ideales no solo para acompañar los tópicos jampnes ibéricos y mariscos tipo gambas y langostinos, sino platos más elaborados.
A la cita anual acudió un numeroso público, principalmente vinculado a la hostelería sevillana, representantes del mundo social y medios de comunicación.

Older Posts »

Categorías

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.